ENTRETENIMIENTO

La vida 'feliz' antes del salvaje ataque del internet

Antes del internet masivo de hoy en día, las cosas cotidianas no eran tan complicadas o tan simples de lo que son ahora.

22/10/2016 2:02 PM CDT | Actualizado 22/10/2016 2:02 PM CDT
Getty Images/Vetta

La tecnología nos ha hecho olvidarnos de los casetes, y poco a poco de los CDs, las cartas de puño y letra (los más cursis hasta perfumadas), las mochilas de Happy Face, los Tamagotchi (quizá fueron la primera adicción cibernética), o qué decir de un Game Boy color (¡HD ni al caso!).

Después de vivir todo esto, el internet público llegó a México a mediados de los 90, y provocó un cambio radical en la forma de comunicarnos, y claro que hay canciones que nos hacen pensar en el tiempo que ya pasó.

Canciones que seguro bailaste en los 90

"Llama por favor" de Alejandra Guzmán, una potente canción que nos recuerda esa dependencia infinita al teléfono, que antes del 2000 tener la línea ocupada y solo un teléfono fijo era un posible cuadro de ansiedad, ¡bendito celular!

Hay cosas que no podremos explicarles a nuestros hijos, como "yo puse las canciones en tu walkman", una frase de "Al otro lado del camino" de Fito Paez, que nos hace recordar lo que era tener un casete y esperar con el dedo pegado en la radio para grabarla sin interrupciones del locutor. Puedes negarlo, pero sabes que lo hiciste.

Hace algunos ayeres, el puño y letra tenían mucha validez, y claro si te van a buscar a tu casa pues también, como la dice la frase que abre "Mi casa nueva" del invasor mayor Lalo Mora; la intensidad de sus palabras son peor que las palomitas azules del Whatsapp: "te escribí una carta y no me contestaste". Pssst, eso sí arde.

Los amores online, claro nos tocó caer (true story) y esperar a que su muñequito de Messenger se pusiera en verde (si no conociste MSN, era como el padre de Skype). Esperar a que la señal fuera buena y que el video chat no fallara, sin duda "Monitor" de Volován nos hace recordar esas sensaciones adolescentes "y me lamento por no estar allá... sólo te veo en el monitor".

Las cosas están así: tu amorcito se va a estudiar francés a París, esperas la llamada casual y el update de todo que ha hecho en la ciudad luz ya lo puedes ver en su Snapchat, pero no, eso no pasaba en los 90, entonces no se etiquetaba en lugares, no había FB Live y menos una nota de voz, ¿llamadas internacionales? Impensable. La espera de tu chica duraba "Más de lo que te imaginas".

¿Qué tan seguro estás de odiar a Arjona?

Ponerse de acuerdo y quedar con alguien para verse era eso, porque no había celulares, ni aplicaciones que te indicaban dónde estaban todos tus amigos. Es más, seguramente a más de uno un ligue posible se desapareció con todo y sus "Blue Jeans", eran otros tiempos y este video de Lynda nos lo deja muy claro (ay ,90 tan lejos y tan cerca).

Estuve leyendo "Tus viejas cartas", ya eso es más que claro, (¿alguien manda cartas hoy en día?), hemos perdido el romanticismo y también a Los Enanitos Verdes, bueno si alguien los extraña.

Y probablemente la canción transgresora que en su momento fue un referente de nuestro desenfrene por internet y ese romanticismo de "Te di todo mi amor @ dot . com Y tu me @roba-roba-robado la razón", esa rola de "Atrapados en la red" de la banda española Tam Tam Go, sólo fue el principio de nuestra dependencia por la red de redes.

Los tiempos han cambiado tanto que ahora ni el timbre se toca, un mensaje soluciona el dar la cara a la puerta, un emoji que te da un beso y hasta aclara lo enfadado que puedes estar.

La vida ya es otra definitivamente, pero esos recuerdos quedan para nuestra generación.