ESTILO DE VIDA

Por primera vez en su historia, Vogue apoya a un candidato a la presidencia de EU

El diablo viste de Hillary.

18/10/2016 6:38 PM CDT | Actualizado 19/10/2016 9:53 AM CDT
Getty Images for Michael Kors

Después de más de un siglo a sus espaldas y con un historial escrupulosamente limpio, la revista Vogue se ha traicionado a sí misma. Calma: es por una buena causa. La revista fundada en 1892 (primero como un semanal de tendencias y sociedad, después posicionada como la Biblia de la moda) ha emprendido un camino que no se había atrevido a tomar en los tres siglos que ha conocido. Por primera vez en su historia, la edición estadounidense de Vogue ha hecho pública su apuesta por un candidato político. Por supuesto, ese candidato es Hillary Clinton.

Comandada desde julio de 1988 por la británica Anna Wintour —mano de hierro en guante de seda, apoyo demócrata y concretamente fiel de Obama desde antes que éste llegara a la Casa Blanca— , la revista de moda más famosa del mundo y con más de un millón de ejemplares vendidos cada mes ha dado su opinión en un editorial, sin firma, publicado en su web, y que ha abierto su site durante toda la jornada. En dicha columna, de apenas 400 palabras, queda claro desde la primera letra cuál es la intención; de hecho, la carta lleva por título Vogue Endorses Hillary Clinton for President of the United States (Vogue apoya a Hillary Clinton a la presidencia de Estados Unidos).

Así arranca:

"Dado todo el caos y la imprevisibilidad y el a veces terrible espectáculo de toda esta campaña electoral, la cuestión de qué candidato merece ser presidente nunca ha sido algo difícil de decidir.

Vogue no tiene un historial de apoyos políticos. Sus directores han expresado sus opiniones de cuando en cuando, pero la revista nunca ha hablado para unas elecciones, ni una sola vez. Dada la profunda importancia de estas, y de cómo puede escribirse la historia, sentimos que eso debe cambiar.

Vogue apoya a Hillary Clinton para la presidencia de Estados Unidos".

Los Tigres del Norte apoyan a Hillary Clinton

El apoyo de Vogue es importante para Clinton (y, obviamente, para Trump) en esta recta final de la campaña electoral. La publicación es la más prestigiosa en cuanto a revistas femeninas de todo Estados Unidos y, por ende, del mundo. Sus ventas son muy altas, alrededor del millón de ejemplares al mes, y su web está entre las más vistas del planeta. En un momento en el que el apoyo a Trump entre las mujeres está bajo mínimos (especialmente por sus declaraciones machistas), este apoyo refuerza el liderazgo femenino de Clinton.

Stringer . / Reuters
Hillary Clinton, en las páginas de Vogue de 1993.

Como bien se asegura en el resto de la carta, "probablemente esta afirmación no es una sorpresa", puesto que la revista ha cubierto en muchas ocasiones la trayectoria de Clinton. Se han hecho seis perfiles de la ahora candidata, "desde una estudiante de Derecho en Yale a esposa de un gobernador, de primera dama a senadora o a Secretaria de Estado". Sin embargo, como también explican, la trayectoria de su oponente, Donald Trump, ha aparecido "en múltiples ocasiones en las páginas". "En especial los miembros de su familia, Ivana, Marla, Melania e Ivanka", remacha la publicación.

Aunque entienden que Clinton "no siempre ha sido la candidata perfecta", creen que su valía está más que aceptada dada "su feroz inteligencia y su considerable experiencia". La publicación opina que la candidata demócrata es un valor seguro en temas de inmigración, reforma sanitaria, justicia racial, derechos LGTB, lucha contra la discriminación transgénero, inversión en infraestructuras, etc.

El final mantiene la llama del espíritu Clinton: "Dos palabras nos dan esperanza: Señora Presidenta. Las mujeres lograron el voto en 1920. Se ha tardado casi un siglo, pero estamos a punto de que una mujer lleve las riendas de nuestro país por primera vez. Olvidémosnos de nosotros mismos y convirtámonos en la América que queremos ser: optimista, mirando hacia adelante, moderna. Vayamos a las urnas el 8 de noviembre. Y votemos".

También te puede interesar:

El lookbook de Hillary Clinton a través del tiempo

El hombre que viste a Hillary Clinton

Hillary pide: dos con todo y tres con votos