NEGOCIOS

Defraudan a Fondeadora, buscan a creador de Foodies

Para salvar la reputación del 'crowdfunding' en México.

07/10/2016 1:34 PM CDT | Actualizado 13/10/2016 4:42 PM CDT
elanormal.com

Siempre era lo mismo, en todas las juntas, reuniones, conferencias, al mencionar crowdfundig yo pensaba de inmediato en Kickstarter y al externarlo la reacción era: "No te olvides de Fondeadora, es nuestro crowdfunding mexicano", con cierto orgullo y en defensa de que en México también yo le podía dar mi dinero a un producto o servicio con futuro.

Ahora el crowdfunding es algo más común, ya que como toda tecnología disruptiva logró permear a la economía de la población, cambiándola y a veces facilitándola. Es en esta etapa de maduración donde comienza la regulación de mercado, con reglas y escándalos que prueban la solidez de la plataforma.

Con leyes que buscan evitar el fraude o situaciones como la que enfrenta Fondeadora con Foodies, el proyecto del emprendedor, ahora desaparecido, Miguel Islas, que no ha entregado las 'recompensas' a los inversionistas del proyecto y que podrían ascender a un millón de pesos.

Estamos haciendo una denuncia de hechos, nosotros estamos, muy a la medida de nuestros valores, estamos permitiendo que las autoridades competentes tengan la información del caso y con eso buscando e incitando a que el creador del proyecto se comunique al respecto.Norman Müller, CEO y cofundador de Fondeadora

Este viernes Expansión.mx dio a conocer que el proyecto Foodies cometió un fraude en Fondeadora de México, S.A.P.I. de C.V., por un millón de pesos, lo que activó la búsqueda de su fundador, quien no ha sido localizado en varios meses, ni vía electrónica, ni por teléfono, tampoco en su propia casa.

Foodies es un emprendimiento cuyo objetivo dar el servicio de entregas de comida bajo demanda a restaurantes y para salir al mercado realizó una campaña de fondeo colectivo en Fondeadora, con el fin de obtener 500 mil pesos; sin embargo, su éxito fue tal que el servicio obtuvo recursos por 963 mil 202 pesos.

BUSCA-RECOMPENSAS

La promesa, a cambio de que dieras tu dinero al proyecto fue que podrías ser accionista de una vez que arrancara, a través del intercambio del 1% de la compañía. A este beneficio le decimos "recompensa".

Cuando un proyecto no cumple con estos requisitos de información constante sobre la entrega de recompensas, nosotros lo tomamos muy en serio y buscamos que, de cualquier forma, en la medida de lo posible, el creador del proyecto informe acerca de ese estatus de proyecto, y este es nuestro foco principal ahora, por eso estamos en una denuncia de hechos.Norman Müller

No es el primer proyecto de Miguel Islas. Él es fundador de la startup Kangou, también dedicada al delivery service.

Este escándalo se da a conocer en vísperas de que la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), junto con la Asociación de Fondeo Colectivo den a conocer el marco normativo con el que buscarán vigilar a los esquemas de crowdfunding en el país.

A pesar de que otro de los cofundadores de Fondeadora, René Serrano afirmó a medios que esto lo ve como un fraude, el CEO de Fondeadora pide que no se le catalogue aún con esta descripción, ya que "ni los medios de comunicación", ni él son autoridad para llamarle así. Sin embargo, tampoco descartó que la desaparición de Miguel Islas sea producto de una actividad fraudulenta.

Después de hacerle un examen exhaustivo sobre lo que es la actividad del crowdfunding a The Huffington Post México, el directivo explicó que a pesar de que no son legalmente responsables por la entrega de recompensas y por los compromisos establecidos por cada uno de los creadores en su plataforma, esto lo toman muy enserio.

No obstante, de ser confirmado un fraude, por su figura de sociedad mercantil, Fondeadora también podría ser investigada.

Foodies

DECEPCIONES

Ante la revelación de este caso en los medios de comunicación el director general de Fondeadora afirma que se siente decepcionado:

"Últimamente creo menos en los periodistas", dijo Müller.

Sin embargo, la credibilidad que pende de un hilo en estos momentos es la del crowdfunding en el país, que surgió como un recurso ante la poca transparencia de las instituciones financieras tradicionales y la falta de creatividad de las grandes compañías, para hacer realidad los proyectos que los usuarios necesitamos y soñamos.